Agatha Christie’s Poirot

Las hazañas de Hércules... Poirot

Vie, 10/29/2021

Aunque el héroe mitológico de las épicas grecolatinas sea muy famoso, hay un tocayo suyo que casi lo iguala en cuanto a celebridad. Se trata de Hércules Poirot, el detective estrella salido de la pluma magistral y prolífica de Agatha Christie, la dama de los crímenes y una de las autoras más reverenciadas dentro de la literatura angloamericana.

Como es lógico, sus bordados y sutiles urdimbres en torno a asesinatos pasionales, frutos de ambiciones que literalmente matan, y seres aparentemente normales y hasta ilustres que ocultan verdaderos monstruos, generaron novelas y relatos que siguen fascinado a multitudes... y tentando, por supuesto, a productores y cineastas.

La gran mayoría de sus títulos conoce versiones fílmicas y televisivas, y más de un remake, que, al margen de sus alcances, mantienen a la autora en el tintero y en una encarnizada lucha con su paisano William Shakespeare en cuanto a presencia en las pantallas.

Junto a otra sabuesa grácil y perspicaz, miss Marpple, su compañero de letras (y armas) Hércules Poirot es ese detective privado que, sin demasiada modestia, pero con mucho de razón, se autodenomina “el más famoso del mundo”, provocando de seguro un carraspeo de disgusto en Holmes, Marlowe o Maigret. 

Expolicía belga (y a quien irritaba que le cambiaran su nacionalidad por la francesa, como ocurría frecuentemente), Poirot se trasladó al Londres posbélico, y aunque perorara en la lengua de su creadora, acude a frecuentes galicismos. Gourmet de costumbres muy británicas, como la puntualidad y el té, caballero elegante de pasitos cortos e ideas grandes, a las que no escapaba el más “perfecto” de los crímenes (que revelaba tras profundas cavilaciones a un público implicado, entre el cual, claro, siempre estaba el asesino), generó no pocos filmes y series, como la que hace algún tiempo se transmite, los jueves en las mañanas y madrugadas de Multivisión, en el espacio D’ Cine.

Con el título Agatha Christie’s Poirot, la serie fue transmitida originalmente en trece temporadas, del 8 de enero de 1989 al 13 de noviembre de 2013, por la cadena ITV, y está basada en las novelas cortas de la más universal escritora británica. 

Incorporado en el cine por disímiles actores (de Albert Finney y Peter Ustinov a John Malkovich, Keneth Branagh o Anatoly Ravicovich), aquí Poirot es el flemático y misterioso David Suchet, un actor aun activo a sus 75 años, con una extensísima y variopinta carrera que lo ha llevado a asumir desde misioneros, comendadores, vampiros y (otros) inspectores policiales, hasta director de la CIA en American Assassin (2017).

Pero es quizá este sabueso agathacrhistiano, con su ridículo bigotico felino, el personaje consagratorio, dentro de una serie que, más allá de sus desigualdades puntuales, detenta un nivel morfológico y una dignidad estética incuestionables. 

Con un equipo muy profesional de directores a su cargo, y varias productoras enroladas, incluso internacionales, descuella en todos los episodios la soberbia dirección de arte, capaz de reconstruir minuciosa y rigurosamente la Inglaterra de la época; la música, que trasciende la habitual en el género para abarcar otros estilos, según las peculiaridades del relato; la fotografía, de sólida penetración contextual y psicológica; el montaje, empalmando con sumo cuidado los frecuentes saltos cronotópicos de las historias, y, por supuesto, la ilustre y excepcional nómina interpretativa, que junto al anfitrión incluyó grandes nombres de la escena fílmica, teatral o televisiva, como Philip Glenister, Sarah Miles, Vincent Regan, Jessica Chastain, Michael Fassbender, John Noble, Peter Capaldi, Iain Glen, James Faulkner, Damian Lewis, Emily Blunt, Christopher Eccleston, Joely Richardson, Elliott Gould, Sinéad Cusack, SorchaCusack, NiamhCusack, Greta Scacchi, Edward Fox y muchísimos más.

Los realizadores, sobre todo, han logrado trasladar la sustancia conceptual, psicológica, axiológica y ética de los relatos, que en términos generales trascienden la mera investigación policiaca para indagar en las pasiones y lados más sombríos y contradictorios del ser humano, y ello dentro de un tejido narrativo que no por complejo y enrevesado deja de ser entretenido y apasionante, e invita cada jueves a seguir las andanzas de mister Hércules Poirot, desafiándonos a desentrañar, junto a él y sus envidiables células grises, cada nuevo y misterioso asesinato.

(Tomado de Cartelera Cine y Video, nro. 191)