Lo auténtico y lo supuesto en el mito de Guanaroca

Índice del artículo

Lo auténtico y lo supuesto en el mito de Guanaroca

Por: Julio Martínez Molina
6 de marzo del 2006

Marcos Rodríguez Matamoros presentó en la XV Feria su tercer título: Guanaroca y los dioses, mito y realidad. El autor sostiene que "el volumen constituye el resultado de muchos años de trabajo. A medida que fui aprendiendo y conociendo acerca de los aborígenes, no solo de los extinguidos en Cuba y las Antillas, sino también de los que viven aún en estado casi neolítico en las selvas de América del Sur, solicité publicaciones al exterior, y pude acceder al estudio de esos grupos indígenas actuales".

El investigador cienfueguero agrega que, una vez acometido este preámbulo, "mediante el método comparativo, acopié y decanté información sobre sus costumbres, tabúes, modos de vida, relaciones políticas y económicas. Era proclive a darse por sentada la leyenda de Guanaroca como realmente un aporte aborigen de la localidad, pero a partir de contar con esta información comencé a cuestionarme si realmente lo que había llegado a nosotros como tradición de estos mitos contenía un alto índice de pureza o estaba en cierto modo lastrado por incidentes corruptivos propios de la tradición oral; de modo que lo comparé con mitos de La Española, recogidos por el fraile Ramón Panet, a quien Colón le pidió convivir con los taínos de la isla vecina y recoger toda la información que pudiera".

Con todo este arsenal documental y bibliográfico, refiere, aplicó el método comparativo entre el mito de Guanaroca y los recogidos en la época de la Conquista. Reparó entonces en que existían muchos elementos comunes, pero había otros que no se ajustaban al modo de pensar primitivo en un estadio de desarrollo neolítico, agricultor, ceramista, y de esa manera investigó más a fondo en torno al asunto.

Marcos complementa que derivados de tales investigaciones se publicaron varios artículos y fueron presentadas diversas ponencias en eventos científicos. "Como resultado final salió este libro, que resulta mas bien un trabajo crítico, un análisis desde el punto de vista del materialismo histórico y dialéctico, el cual se vale de sus leyes naturales al tener en cuenta que los mitos son elementos supraestructurales en los que debe estar reflejada la base económica".

Este estudioso dice estar satisfecho con el material literario, pues considera "que logré el objetivo fundamental planteado; o sea autentificar la leyenda de Guanaroca y probar que en más de un 90 por ciento es legítimamente aborigen".

 

60 años de Palabras a los intelectuales

Curiosidades

Calle B. Revista Cultural de Cumanayagua